Aprobado raspado

Gol, portería a cero, tres puntos y tercera victoria consecutiva en Sevilla para aporrear de nuevo la puerta de los puestos de playoff de ascenso. Eso sí, resultadismo con poco juego y un riesgo grave: que las ramas no nos dejen ver el bosque. De momento vale, porque lo que importa es -si se me permite el símil ciclista- llegar a las rampas duras del puerto bien colocado en los puestos delanteros del pelotón. Pero este Osasuna, de alguna manera, me recuerda a los malos estudiantes.

Hay dos tipos de malos estudiantes: los que suspenden y los que, teniendo capacidad para sacar notable, sólo aprueban. Y este Osasuna se me asemeja cada vez más a los segundos. Si la matrícula de honor es el ascenso como campeón, el sobresaliente es el ascenso como segundo y el notable es la clasificación para el playoff; un aprobado raspado no nos sirve para nada.

Una y otra vez oiremos y repetiremos el mantra de la igualdad en la categoría; tan real como cierto es que Osasuna jugaba con ventaja (económica) para la elaboración de plantilla. De ahí que se eche de menos algo más que resultadismo en la rojez. Se le podría exigir algo más de juego que endulzara estas últimas victorias, porque hay otro mantra en el fútbol que dice que es más fácil ganar jugando bien que jugando mal.

Aún queda curso. No hagamos como los malos estudiantes. No nos conformemos con el aprobado raspado. ¡Vamos a por la matrícula de honor! Porque podemos.

LaRuna Sidrería

Condiciones de uso y PrivacidadPolítica de CookiesContacto© Radio Marca Navarra

FEDER
Web financiada al 50% por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional a través del Programa Operativo FEDER 2007-2013 de Navarra